Director de Medicina UAQ, Dr. Javier Ávila Morales es Profesionista del Año

·         El universitario se ha dedicado por más de 20 años al servicio médico y a la academia, con la convicción de mantener un equilibrio entre la visión científica, humanista y de justicia social.

 

El director de la Facultad de Medicina (FM) de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), Dr. Javier Ávila Morales fue galardonado con el premio “Profesionista del Año”, con el cual la Federación de Colegios y Asociaciones de Profesionistas del Estado de Querétaro (Fecapeq) distinguió su trayectoria de más de veinte años dedicados al servicio médico y hospitalario –concretamente en la especialidad de Oncología-, así como su compromiso y trabajo para lograr la formación de nuevas generaciones de expertos en salud y su contribución a la generación del conocimiento científico.

 

Con el reconocimiento y respaldo del gremio queretano de médicos y especialistas de las diversas áreas del sector, el Dr. Ávila Morales recibió esta distinción en 2016 junto con 19 destacados profesionistas de otros ámbitos: “para mí es una enorme distinción porque la Medicina en Querétaro es altamente competitiva y profesional, y me honra el que excelentes médicos y que la Fecapeq me hayan considerado merecedor de este premio”, expresó.

 

El Dr. Ávila Morales cuenta con una amplia preparación académica y científica, la cual ejerce con una convicción humanista y humanitaria de equidad, que lo han motivado a poner su trabajo y conocimiento al servicio de la población vulnerable del país que más carece de seguridad y asistencia social. Esto lo ha llevado a sumarse a distintas iniciativas que, además de la experiencia profesional, le han aportado grandes satisfacciones en lo personal, tal como han sido las brigadas de atención gratuita a pacientes con cáncer que se encuentran en el reclusorio.

 

“Durante años estuve atendiendo y operando a personas en estas condiciones y para mí ha sido una de las satisfacciones más grandes que he tenido en la medicina, aportar mi conocimiento y dedicación en beneficio de quienes, de por sí se encuentran en situaciones lamentables”, comentó.

 

Esta perspectiva de servicio también la ha compartido con los estudiantes de la FM, pues está convencido de que “el mejor legado de la UAQ son los hombres y mujeres de bien que se forman en sus aulas, con un sólido sentido humanista y con excelencia profesional”, pues considera que Querétaro tiene grandes retos y que “la Universidad está para asumirlos y cristalizarlos, con la visión de calidad e impacto social”.

 

Es por ello, que el Dr. Ávila Morales ha sido impulsor del trabajo comunitario que llevan a cabo los estudiantes a través de las Jornadas de Salud, de la Unidad Móvil Médico Dental y de la Ambulancia “Emergencias UAQ”. Al respecto, aseguró que para la comunidad universitaria “es una gran emoción y orgullo encontrar en las calles a nuestra Ambulancia y a la Unidad Móvil en los caminos de la Sierra dando servicio. Es una gran responsabilidad y satisfacción que nuestros alumnos, con todo su entusiasmo y profesionalismo, atiendan a la gente, que asuman esta misión y un compromiso de justicia social”.

 

El Dr. Ávila Morales formó parte de la tercera generación de la Licenciatura en Medicina de la UAQ, donde también cursó la maestría y el doctorado en Ciencias Médicas; realizó la Residencia en Cirugía en el Hospital General del Instituto Mexicano del Seguro Social en San Luis Potosí; posteriormente, cursó la Subespecialidad en Oncología en el Centro Médico Nacional Siglo XXI y llevó a cabo la Residencia en Oncología Quirúrgica.

 

Continuó su preparación con diplomados en Colposcopia y Patología del Tracto Genital Inferior en el Hospital “Adolfo López Mateos” del Instituto de Seguridad Social y Servicios para los Trabajadores del Estado; fue certificado por la Universidad Autónoma del Estado de México para el ejercicio de la Oncología Ginecológica; y de igual forma acreditó otros diplomados del Instituto Nacional de Salud Pública.

 

Es el primer egresado de la FM en tener la encomienda de estar al frente de la dirección de dicha unidad académica, una de las que durante décadas ha mantenido gran prestigio en el país. Sin abandonar su labor médica, inició su periodo como director en 2012 con el firme propósito de refrendar la excelencia académica, fortalecer los programas de posgrado –los cuales han pasado de uno a 10 reconocidos por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt)-, lograr la internacionalización de la Facultad de Medicina y ampliar con suma responsabilidad la oferta académica, aspecto que se materializó con la apertura de la Licenciatura en Optometría.

 

Respecto a la internacionalización, el Dr. Ávila Morales detalló que los esfuerzos ya rinden fruto por medio de los universitarios que han logrado incorporarse al sistema americano de salud y a través de los que desarrollan sus residencias médicas en el extranjero, además de los convenios con diversas instituciones del mundo y del trabajo para obtener certificaciones y acreditaciones de organismos de talla mundial.

 

Dentro de la UAQ también cuenta con una trayectoria médica en las Clínicas Universitarias; “en 1997 me tocó inaugurar como director la Clínica de Santa Rosa Jáuregui y realizar ahí la primera cirugía. Son situaciones dentro del ámbito profesional que están vinculadas con la actividad universitaria y que han sido altamente gratificantes para mí”.

 

El Dr. Ávila Morales es el segundo oncólogo egresado de esta institución; en el año 2000, por encargo de la Unión Internacional de Lucha Contra el Cáncer y con una perspectiva a futuro sobre el problema de salud pública relacionado con esta enfermedad, él inició la enseñanza de esta área de estudio en el pregrado de Medicina, cuando en el país sólo se impartía en otras cuatro instituciones educativas.

 

Es un activo participante en actividades científicas dentro y fuera del país, y es autor y colaborador de diversas publicaciones. Desde hace dos años asumió la responsabilidad de Gobernador del Capítulo Querétaro de la Sociedad Mexicana de Oncología, es miembro de la Sociedad Americana de Oncología Clínica y de la Sociedad Americana Contra el Cáncer y también ha sido integrante de la Academia Nacional de Medicina de México.